Línea 14

El cotidiano...
Señoras y señores,
es una colección de fracasos.
Para muestra basta encontrarse
con el pene que te engendró
(brotado de un cuerpo)
y compartir asiento en un bus.
Saludarlo
y recibir mirada fingida de tristeza.
Que te pregunte sobre planes, un celular robado
y mi número en su pantalla
(uno falso, como mi apellido).
Fin del viaje, timbre y bajar.
Nota pintoresca:
Teníamos la misma camisa
pero nuestras derrotas
olían diferente...

Comentarios

Entradas populares de este blog

Rata

Las ganas

Las cucarachas